La sociedad sigue en movimiento, nosotros seguimos informando.

Coatzacoalcos Economía Portada Region Olmeca Seguimos Informando Seguridad Sin categoría

Pajaritos-Mexichem tres años de impunidad

Mexichem o Petroquímica Mexicana de Vinilo (PMV), cobró un seguro de entre 220 a 310 millones de dólares por el accidente ocurrido en Clorados III.

Texto; Gerardo Islas badillo

Fotos: Sergio Balandrano Casas

Coatzacoalcos, Ver. a 20 de Abril de 2019. La explosión de la Planta Clorados III de Mexichem-Pajaritos, en donde murieron 32 trabajadores y 130 más resultaron heridos, es un doloroso capítulo de la historia de Coatzacoalcos que continúa impune, cubierto por el velo de la corrupción.

2 pmv

La tragedia podría decirse que se gestó desde el 2013, con el anuncio de una irregular estrategia de Pemex para entregar a Mexichem el control del Complejo Pajaritos,  en un «esquema de coinversión para la modernización de sus plantas».

La transacción implicó el que Pemex tuviera que despedir a cientos de trabajadores y a otros tantos reubicarlos en otros centros laborales, toda vez que Mexichem no quería tenerlos en su nueva adquisición, el Complejo Pajaritos.

El accidente industrial sobrevino durante los trabajos de mantenimiento mayor a la Planta Clorados III, donde conforme a relatos de los propios obreros, la empresa privada los obligaba a laborar en condiciones de riesgo y contrarreloj.

En este contexto, la tarde del 20 de abril de 2019, se registraron tres fatídicas explosiones que cegaron la vida de 32 obreros de compañías contratistas y 130 más resultaron heridos.

El dictamen de las causas de la explosión jamás ha sido revelado por las autoridades ni mucho menos por la empresa Mexichem o Petroquímica Mexicana de Vinilo (PMV), misma que cobró un seguro de entre 220 a 310 millones de dólares por el accidente ocurrido en Clorados III.

1 pmv

*Mexichem devuelve Pajaritos a Pemex y recibe millonaria compensación*

Por si el seguro cobrado no bastara para la empresa privada, en julio del 2018, Mexichem a través de un comunicado anunció su decisión de no reconstruir la planta siniestrada de Clorados III en Pajaritos, dando por terminada su relación con Petróleos Mexicanos (Pemex) y devolvió -en condiciones de chatarra- la planta Clorados III del Complejo Pajaritos en Coatzacoalcos.

Mexichem estableció que mediante un convenio, se reintegrarían los activos del Complejo Petroquímico Pajaritos a Petróleos Mexicanos.

El nuevo convenio contemplaba que la empresa privada recibiría del gobierno federal 3 mil 436 millones de pesos por la compra de sus acciones y de esa manera serían devueltas a Pemex las instalaciones inservibles del Complejo Pajaritos.

*Expediente ambiental ambiental abierto en caso Mexichem*

Otro de los expedientes abiertos en el caso de la explosión de Clorados III es el ambiental, toda vez que ninguna autoridad ha querido reconocer ni intervenir para investigar a fondo las repercusiones que tendrán a futuro para humanos, animales, cuerpos de agua y campos de cultivo, las emanaciones tóxicas provenientes del complejo siniestrado.

Greenpeace junto con activistas veracruzanos, a lo largo de estos tres años han dado a conocer análisis que revelaron  altas concentraciones de sustancias químicas peligrosas halladas en cuerpos de agua provenientes de la explosión Petroquímica Mexicana de Vinilo (Mexichem) en Pajaritos.

En muestras de agua y suelo tomadas a pocos días de la explosión, se detectaron  concentraciones de 10 a 28 veces por arriba de las normas internacionales de químicos tales como Dicloruro de Etileno, Tricloroetano, Cloroformo, Furanos, Dioxinas, Benzofuranos así como metales pesados como cobre y zinc.

*A tres años vuelven a la zona cero para recordar a los caídos*

A tres años de distancia, este Sábado de Gloria, petroleros y familiares de las víctimas de la trágica explosión se reunieron en la  portada de Petroquímica Mexicana de Vinilo (PMV), propiedad de Mexichem, para realizar un acto luctuoso en memoria de los trabajadores fallecidos.

 

3 pmv

Como en años anteriores, los presentes lamentaron que no haya investigaciones ni mucho menos castigo a los funcionarios que pudieran tener responsabilidad en el siniestro que enlutó a 32 hogares y provocó que más de 130 trabajadores resultaran heridos, muchos de ellos con lesiones que dejaron secuelas físicas de por vida.

La esperanza es que con la llegada de un gobierno de izquierda, los veracruzanos y los mexicanos podamos obtener respuestas de lo que ocurrió en Clorados III, así como de los negocios turbios que evidentemente se efectuaron a espaldas del pueblo.

Opine sobre el tema

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: